Johnny Colls abraza la diversidad en la presentación de su colección de bañadores en el Hotel Axel de Madrid

Dándole un merecido lugar a la moda de baño masculina, Johnny Colls presentó en días pasados su nueva línea de bañadores y ropa de playa para hombres, una propuesta en la que imperan los colores llamativos y cortes modernos inspirados en el estilo playero de la comunidad gay para lanzar un mensaje de inclusión al colectivo LGBTT+.

Presentada en el Hotel Axel de Madrid, la colección hace referencia a un hombre moderno que no sólo apuesta por el bañador como infalible de su maleta para vacacionar, sino que también hace de prendas de aires resort como la bata de playa la nueva pieza con estilo para llevar en nuestra próxima escapada.

Uno de los puntos fuertes en la colección de bañadores son los colores usados para los slippers, y es que el diseñador se ha inspirado en los tonos de la bandera del movimiento transexual como guiño al anteproyecto de la Ley Trans que ha aprobado el Consejo de ministros, por ello los colores azul, rosa y blanco se dejan ver en piezas de baño cortas y otras mucho más tradicionales, con cinturilla ancha y apertura lateral en las piernas.

Licras brillantes para los bañadores largos, y mate para los cortos fueron los materiales elegidos para esta colección con los que el creador buscó darle originalidad a la colección, sumando la funcionalidad de que ambos tejidos ofrecen un secado rápido para disfrutar del verano dominando las olas o disfrutando del bar junto a la piscina.

Y como las piezas deportivas no pueden quedar fuera de cualquier colección masculina, son las camisetas musculosas las que aparecen en el ruedo con modelos que dejan ver frases de optimismo en diferentes jergas, como la colombiana "Que chimba, parce" y "Que fino chamo", que forma parte del diccionario popular venezolano, ambas como un guiño de referencia al caribe.

Definitivamente, la colección de bañadores de Johnny Colls fue una presentación llena de simbolismo, de color, de brillo, y de mucho orgullo en la que las piezas del diseñador se convertirán en las imprescindibles de los hombres (miembros o no de la comunidad LGBTT+) para su maleta de verano.